facebook-logo atwitter ayou-tube1 arss-basic a
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.agosto14.ordenacion_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.agosto14.conferre_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.junio14.velaton_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.junio14.virgen_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.junio14.marcha_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.clase.iscr_webgk-is-87.jpglink
http://www.obispadodesanbernardo.cl/modules/mod_image_show_gk4/cache/stories.Carola.2014.clase.monaguillosgk-is-87.jpglink
«
»
Loading…
Un nuevo sacerdote para la Iglesia que peregrina en la Diócesis de San Bernardo
Elección directiva Conferre en la Diócesis de San Bernardo
Velatón por la vida en la parroquia La Ascensión del Señor en la Pintana
Virgen del Carmen peregrinó en todas las parroquias y capillas de la Diócesis
Marcha por la vida en la Diócesis
Alumnos concluyen Diplomado en catequesis Parroquial
Encuentro escuela de monaguillos zona de San bernardo
Está aquí:

Sacerdotes, vida coherente con sacramento recibido

miercolesBenedicto XVI dedicó la catequesis de la audiencia general de los miércoles a dos sacerdotes italianos: San Leonardo Murialdo (1828-1900) y San José Benito Cottolengo (1786-1842). Ver Video 

Santos "ejemplares en su entrega a Dios y en el testimonio de la caridad, vivida en la Iglesia y para la Iglesia, con los más necesitados".

San Leonardo Murialdo, tras superar en su juventud una profunda crisis espiritual, se hizo sacerdote en la Turín de San Juan Bosco, que lo apreciaba mucho y gracias a él, entró en contacto con "los graves problemas de las clases más pobres, (...) desarrollando una profunda sensibilidad social, educativa y apostólica, que lo llevó a dedicarse a una variedad de iniciativas para los jóvenes", explicó el Papa.

"En 1873 fundó la Congregación de San José, cuyo fin apostólico fue desde el principio, la formación de los jóvenes, especialmente los más pobres y abandonados", agregó el Santo Padre, haciendo hincapié en que "el núcleo de la espiritualidad de Murialdo es la convicción del amor misericordioso de Dios: un Padre siempre bueno, paciente y generoso, que revela la grandeza y la inmensidad de su misericordia a través del perdón".

San Leonardo, "subrayando la grandeza de la misión del sacerdote", que "debe continuar la obra de la redención, (...) recordaba siempre tanto a sí mismo como a sus hermanos, la responsabilidad de una vida coherente con el sacramento recibido".

Ese mismo "espíritu de caridad" distingue la vida y la obra de San José Benito Cottolengo, fundador de la obra "La Pequeña Casa de la Divina Providencia", también llamada "Cottolengo". El santo, ya desde muy joven, "mostró gran sensibilidad hacia los pobres"; después de años de ministerio sacerdotal fructuoso, el encuentro con una joven enferma, madre de cinco hijos y a la que tuvo que asistir en la muerte, cambió su vida.

"El Señor siempre pone señales en nuestro camino para guiarnos, conforme a su voluntad, a nuestro verdadero bien", observó el pontífice. Desde aquel momento, San José "utilizó todas sus capacidades (...) para dar vida a iniciativas de ayuda a los más necesitados, sabiendo involucrar en su empresa a decenas de colaboradores y voluntarios (...) para afrontar juntos y superar las dificultades que se presentaban. (...) Todo el mundo en la Pequeña Casa de la Divina Providencia tenía una tarea específica. (...) Sanos y enfermos compartían las tareas diarias. Incluso la vida religiosa se organizaba de acuerdo con las necesidades y exigencias particulares".

"Para los pobres y necesitados, San José fue siempre, como él mismo se definía, "el albañil de la Divina Providencia", recordó Benedicto XVI

"Estos dos sacerdotes santos -concluyó el Papa- vivieron su ministerio en la entrega total de su vida a los más pobres, a los más necesitados, a los últimos, encontrando siempre la raíz profunda, la fuente inagotable de su acción en su relación con Dios, buscando en su amor la profunda convicción de que no es posible ejercer la caridad sin vivir en Cristo y en la Iglesia. ¡Que su intercesión y su ejemplo sigan iluminando el ministerio de los muchos sacerdotes que se entregan generosamente a Dios y al rebaño que les han confiado, y nos ayuden a todos a entregarnos con alegría y generosidad a Dios y al prójimo!".

Fiesta de San José: reflexionar sobre el sentido del trabajo

Entre sus saludos al final de la audiencia general de este miércoles, celebrada en la Plaza de San Pedro, el Papa recordó que el sábado 1 de mayo, es la fiesta de San José obrero, "custodio de la Sagrada Familia y patrono de las personas que con su propio trabajo conquistan los medios para vivir".

"Que esta jornada sea una ocasión para profundizar en la reflexión sobre el sentido del trabajo y sobre su papel adecuado en la vida de las familias. Confío a los aquí presentes y a todos los trabajadores a la protección de San José".

Video Destacado

 

Encuentra tu Misa

buscador

vocaciones

 

Multimedia

senal

Radio Franja

MAPA DE UBICACIÓN

acceso webmail
Dirección: Freire # 516, 3er. piso, Casilla correo 320, San Bernardo | Tel: (56) (2) 8591137, Fax: (56) (2) 8598163
Diseño y Hosting:Dnet 2012
Go to top